Agresividad en la conducción

Me decía el otro día un compañero y amigo que le sorprendía lo agresivas que eran las mujeres jóvenes conduciendo, más que los hombres. Él es el motivo de este post y al decirselo, mirad que montaje tan divertido me ha hecho. Durante unos días he estado reflexionando y fijándome en mi entorno preguntándome hasta qué punto podía tener razón.

No quería dejarme llevar por el hecho de que en dos meses me han dado dos golpes por detrás y que en ambos casos había sido un jóven.

Tampoco por el hecho de que las estadísticas nos demuestren que los hombres tienen más accidentes que las mujeres y que cometen más infracciones.

Incluso quería obviar mi experiencia como conductora respetuosa con las normas y la de mis amigas, quienes hemos recibido en alguna ocasión (si no en más de una) alguna frase de tipo “mujer tenías que ser” por hacer las cosas bien, como ir a la velocidad adecuada. Frases a las que nos ha sido complicado responder sin la agresividad que tal violencia ejerce sobre nosotras.

Él hablaba de las mujeres jóvenes y de mayor agresividad respecto de los chicos. Sí es verdad que cada vez son más las mujeres que conducen imitanto a estos malos conductores, queriendo diferenciarse de las buenas y tranquilas conductoras, aceptando y adoptando así lo peor de algunos comportamientos históricamente vinculados a los hombres. 

Pero no son más agresivas que ellos. Lo que ocurre es que nos sorprende porque no lo vemos natural. En primer lugar porque culturalmente no obedece a lo presupuesto: mujer = comportamiento pacífico. Además, y sobre todo,  porque la agresividad no es lo normal ni lo deseable. No lo es lo mires por donde lo mires y la ejerza quien la ejerza. Es por esto que quisiera que nos diésemos cuenta de que son los valores históricamente vinculados a las mujeres los que promueven una sociedad mejor, más justa, más igualitaria y más pacífica.

Anuncios

5 Respuestas a “Agresividad en la conducción

  1. Estoy de acuerdo contigo en parte, es verdad que hay mujeres jóvenes que conducen agresivamente, pero también es cierto que hay chicos jóvenes que lo hacen. Para mí el problema no es el sexo, sino la generación que está entrando, una generación que por desgracia ha perdido muchos valores (y uno de ellos es el respeto por las cosas materiales, ya que los/as padres/madres les damos muchas veces las cosas sin enseñarles que un simple juguete pueden ser muchas horas de trabajo de sus mayores “sino valoras lo que cuesta un coche no lo cuidas”), para mí como padre, el ver estos comportamientos me hace reflexionar y pensar que hemos hecho mal, e intentar corregirlo. En cuanto al montaje esta de “muerte” todos/as tendríamos que tener un vehículo como ese unipersonal y de bajo coste y bajo consumo. Puede ser que este montaje habrá una idea para una futura ley… Por cierto no me gusta los juguetes con ese tipo de colores y pegatinas, mara mi es una forma indirecta de sexismo.

  2. No sois más agresivas, te lo reconozco. No utilizais la fuerza bruta, lo vuestro es más sutil y más peligroso. Sois un peligro…. en la carretera y fuera de ella.
    Un enamorado de las mujeres

  3. Estimada Meli:

    Me ha parecido estupendo el artículo, y sobre todo el montaje (no sé quién lo habrá realizado), pero aún así no es cierto que se obviara tu experiencia como conductora respetuosa, no. Sólo se trató de un comentario acerca de la agresividad que hoy en día se tiene al conducir, tanto hombres como mujeres jovenes, estando de acuerdo con todo lo expuesto por Némesis. Pero en ningún momento se obvió tu experiencia como conductora, faltaría más. Espero que sigas escribieno artículos tan interesantes y, yo, mientras tanto, te seguiré realizando montajes de este tipo o aún mejores. Un saludo.

  4. Conducir bien siempre, es complicado. Dependemos de muchas circunstancias aparte aptitudes,actitudes y otras lindezas. No es un tema de sexo sino de seso, como tantos otros. Es un lugar común inconexo lo sexual aquí como en muchas otras partes. Eso es muy serio para trivializarlo con algo tan pedestre.

  5. De acuerdo con todo, para mi tiene que ver con la competencia, ahora se compite para todo, incluyendo al conducir. La cortesia muchos creen que es muestra de debilidad, entonces la gente se hace la de caracter fuerte y se vuelve egoista, si no la verian como “debil”. La gente cortes ve que que muchas veces no rinde frutos serlo, entonces si quiere “funcionar” en la vida tiene que ser “fuerte”.
    Yo lo resumiria que las personas agresivas y no cortes, en realidad tienen miedo. No saben quien son.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s